RECOLECCIÓN DE FORRAJE

El trabajo en el campo conlleva una serie de trabajos que hagan posible el aprovechamiento de los recursos naturales. La recolección de forraje y paja es una de ellas, consiste en un conjunto de actividades mecanizadas que regeneran los pastos y nos permiten alimentar al ganado con mayor homogeneidad y calidad. Tras tiempos de abundancia y antes de que los pastos crezcan más de lo debido o lleguen a secarse las tareas de recolección se ponen en marcha, para ello es importante el manejo que el personal realiza con la maquinaria, la recogida permitirá generar un alimento natural con el que poder alimentar al ganado en épocas de escasez, gracias a los avances tecnológicos el espacio que la recolección provoca es muy reducido los pastos quedan compactados siendo así fáciles de almacenar y suministrar a posteriori durante todo el año.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *